El juicio

De Proyecto Krahe

Unas palabras de Javier López de Guereña sobre la situación procesal de Javier Krahe

Javier López de Guerreña.
javier@lopezdeguerena.com

Hola, amigos. Os pongo al corriente de la situación procesal de Javier Krahe. No es un relato de Kafka, no una película de Tim Burton. Es la realidad, en diez días. Quien tenga voz, que vocifere.

En 1986 Javier Krahe manifestó su opinión respecto al referendun de la OTAN en forma de canción: "Cuervo Ingenuo". Fué censurado en TVE, anulada su contratación municipal de ese año y vetado en los venideros. Fué uno de los poquísimos artistas relevantes de España no contratado en la Expo de Sevilla. El escándalo fue mayúsculo pero, además de lamentaciones, no recibió el menor apoyo, se quedó solo. Nadie levantó la voz.


En 1977, dos aficionados al cine y devotos de Buñuel, Javier Krahe y Enrique Seseña, realizan su aportación al séptimo arte: un cortometraje en superocho titulado "Diez comentarios". Uno de los episodios, "Sobre la Cristofagia", es un chiste en el que se propone una receta de cocina ya que los católicos -según su propia doctrina- se comen el cuerpo de Cristo crudo. El experimento no trasciende el ámbito doméstico.

En 2004, Krahe -60 cumpleaños- es sujeto de homenaje por una parte sustancial de artistas musicales, plásticos y literarios. Llega a enterarse del asunto por ser sujeto pasivo de un documental que llevan a cabo Trincado y Murugarren dentro del mismo proyecto. En la parte biográfica de la película se rescatan (del archivo de Seseña ) las cintas de superocho. Krahe conoce el documental y el disco una vez acabado el trabajo. Con este mismo motivo Canal Plus le convoca a una entrevista en "Lo más plus". En el curso de la misma se emiten de fondo unas imágenes del capítulo en cuestión mientras Krahe es interrogado. No debería ser necesario explicar que un entrevistado muy raramente determina las preguntas ni los fondos musicales o gráficos que acompañan a su entrevista; no fue así desde luego en este caso como Canal Plus reconoce sin ambages. El caso salta en internet. La exhibición del fragmento por parte de los foros afines a las asociaciones acusadoras paradójicamente amplía su difusión. Aparecen las denuncias por parte de religiosas que copian el modelo proporcionado por los promotores de la acusación. La causa se mueve entre Colmenar Viejo (donde es archivada), recurrida y archivada en Majadahonda y ,de nuevo, por tercera vez recurrida y archivada en Colmenar. Aparece como acusación la Fundación Tomás Moro y, siendo este el único elemento novedoso, un magistrado de la Audiencia de Madrid considera pertinente que esta misma instancia se ocupe del caso. No hay ni ha habido acusación fiscal, ni ahora ni entonces.

Krahe y Motserrat Fernández -entonces directora del programa-van a ser juzgados el 28 de Mayo a las 12:20 en la Sala de vistas del Juzgado nº 8 de lo Penal de Madrid, sita en la calle Julián Camarillo nº11, segunda planta, por ofensa a los sentimientos religiosos con una petición de multa de192.000 € para Krahe (inexplicablemente algo menos en el caso de M. Fernández). Me ahorro los comentarios sobre el delito de ofensa religiosa, sobre los chistes verdes y de curas (tan españoles, tan nuestros) y sobre la imbecilidad reinante. No está clara la acusación (se sabe que no mató personalmente a Jesucristo -prescrito-): es tal vez la de rodar en 1977 … u obligar a emitir a Canal Plus en abierto y a sus espaldas semejante mofa.

Es de esperar que la cordura y la sensatez se impongan y un juez razonable mande al infierno a los demandantes. Aún así sería una vergüenza condenar de nuevo a Javier Krahe al ostracismo (la anécdota jugosa es que en su día el difunto Jesús Polanco se lavó las manos declarándole persona "non grata" en el canal televisivo). No podemos dejarle solo.


Javier López de Guerreña
22 de Mayo de 2012



Mensaje de Javier López de Guereña en www.javierkrahe.com

El juicio está visto para sentencia y yo diría que va a ser inequívocamente absolutoria. Ha estado rodeado de amigos en la vista (los "sentimentales ofendidos" estarían ofendiéndose en otras causas y no han comparecido) y la sensación es de que se impondrá la razón en todos sus sentidos. No hay motivo, pues, para recoger firmas ni nada semejante. Si lo hay para dar pábulo al debate contra la absurda pretensión de algunos de imponernos sus surpercherías, dicho con buena educación. Espero que lo dé por exilarse utilizando este juicio como pretexto: todo para encubrir un ere; tocaría con un niñato francés por un sueldo irrisorio sin tener que pagar quinquenios ni antigüedad. Gracias a todos

Javier López de Guerreña
28 de Mayo de 2012

Otros artículos





Herramientas personales
Google AdSense